Piso con zonas comunes, ¿qué podemos considerar como tal

 In Pisos de lujo en Ibiza

Pasear, darte un baño en la piscina, jugar con los peques… Son solo algunas de las cosas que podrías hacer si vives en un piso con zonas comunes. Pero, ¿qué necesitas saber para aprovecharlas al máximo? Hoy dedicamos nuestro post al tema y queremos ayudarte a aclarar qué está considerado o no como zona común.

¿Qué entendemos por zonas comunes?

El concepto actual de vivienda va mucho más allá que el inmueble en sí y en la mayor parte de las urbanizaciones de reciente construcción o que pronto se pondrán en marcha, se incluye lo que denominamos zonas comunes. Espacios verdes, zonas de juegos, pistas de deporte, plazas de garajes, piscina… Todos son elementos considerados dentro de las zonas comunes. Pero veamos, ¿qué establece la normativa sobre el tema?

En la Ley de Propiedad Horizontal no encontramos la relación detallada pero sí una referencia en su artículo 3, a lo dispuesto en el Código Civil y en concreto; en el artículo 396. Así, aunque no es un número cerrado de elementos y se pueden añadir puntos; los más comunes son:
– el suelo, vuelo, cimentaciones y cubiertas.
– elementos estructurales y entre ellos los pilares, vigas, forjados y muros de carga.
– las fachadas, con los revestimientos exteriores de terrazas, balcones y ventanas, incluyendo su imagen o configuración, los elemento de cierre que las conforman y sus revestimientos exteriores.
– el portal, las escaleras, porterías, corredores, pasos, muros, fosos, patios, pozos y los recintos destinados a ascensores, depósitos, contadores, telefonías o a otros servicios o instalaciones comunes, incluso aquéllos que fueren de uso privativo.
– los ascensores.
– las instalaciones, conducciones y canalizaciones (hasta la entrada al espacio privativo), para:
• el desagüe y para el suministro de agua, gas o electricidad, incluso las de aprovechamiento de energía solar.
• las de agua caliente sanitaria, calefacción, aire acondicionado, ventilación o evacuación de humos.
• las de detección y prevención de incendios.
• las de portero electrónico y otras de seguridad del edificio.
• las de antenas colectivas y demás instalaciones para los servicios audiovisuales o de telecomunicación.
• servidumbres y cualesquiera otros elementos materiales o jurídicos que por su naturaleza o destino resulten indivisibles

La importancia de las zonas comunes

Sin duda alguna, el mayor motivo por el que apostar por un piso con zonas comunes es la calidad de vida que aportan a tu día a día. Llegar del trabajo y darte un chapuzón en la piscina, disfrutar de una agradable tarde de juegos con los niños, aparcar sin complicaciones…Una gran dosis de comodidad que hará que te convenzas.

Pero también debemos añadir otras ventajas como por ejemplo la cercanía, seguridad, el plus estético que generan las zonas verdes, crear lazos de amistad con otros inquilinos del edificio; incluso ponerse en forma si entre las zonas comunes cuentas con gimnasio o pistas deportivas.
¿Te gustaría vivir en un piso con zonas comunes en Ibiza? La promoción Sa Tanqueta es perfecta para ti. Contáctanos y estaremos encantados de contarte más sobre las viviendas y por supuesto, ¡las maravillosas zonas comunes que tendrán!

Recent Posts

Dejar un comentario

viviendas de lujo en ibizaPisos de diseño contemporáneo en Ibiza